Posteado por: fernando2008 | 13 marzo 2009

Los nacionalismos.

flechas1Ya he dicho en otro sitio,  http://www.elperiodicoextremadura.com/noticias/noticia.asp?pkid=269680 que no soy nacionalista. Entiendo que la historia universal no se modificará porque yo no sea nacionalista, pero a lo mejor, si reflexiono en voz alta sobre el problema del nacionalismo, alguien encuentra en mis reflexiones alguna idea que le sirva.
No soy nacionalista porque considero al nacionalismo un sentimiento irracional. No os escandalicéis. El amor también es un sentimiento irracional y sin embargo los enamorados lo viven orgullosos y felices.
Soy extremeño y español, y me siento contento de serlo. No me siento orgulloso porque no es un logro personal mío. Es más, si hubiese nacido catorce kilómetros hacia el oeste, sería portugués y seguro que me sentiría contento de serlo.
¿No debemos amar pues a Extremadura y a España?. Por supuesto. Amar siempre es bueno, pero teniendo presente la frase de Platón: “Lo maravilloso del amor está en quien ama; no en la persona amada”. El amor a la patria está en nosotros, y sería igual de fuerte si hubiésemos nacido en Beluchistán.
El amor no se nos acaba si amamos a nuestro pueblo, a nuestra provincia, a nuestra comunidad autónoma, a España, a Europa. El problema aparece cuando intentamos afirmar nuestra identidad no amando a algo sino enfrentándonos con algo. Y eso es lo que está pasando en estos momentos en España. Hay quienes piensan que la mejor seña de identidad de su nación es el enfrentamiento con el estado español. Su capacidad de amar, por lo tanto, sólo tiene un radio de acción de unos pocos kilómetros.
¿Qué existen agravios?. Por supuesto. Nuestra historia no es precisamente un cuento de hadas. La agresividad sigue existiendo en la especie humana. Antes nos sirvió para enfrentarnos a los mamuts, ahora, cuando conseguimos la carne que necesitamos en el supermercado, la agresividad es un atavismo, pero sigue presente en nuestras vidas. Siempre encontraremos un agravio que vengar, por muy remoto que sea.
Estoy en contra del nacionalismo no sólo como persona, sino también como historiador. No creo en verdades universales y eternas; pero si tuviese que buscar en mis creencias algo parecido, lo más cercano que tengo es la idea de la evolución. La especie humana, como todas las especies, evoluciona. Con sus fallos, sus retrocesos, sus callejones sin salida. Evoluciona, esperemos, hacia delante. E intuyo, ojalá no me equivoque, que esta evolución nos lleva hacia una era de más solidaridad, de más cooperación económica y política. Los que se queden mirándose el ombligo, o intenten nadar contra corriente tienen, a mi juicio, poco futuro.
P.D. Antes de publicar esta entrada, una de mis lectoras me ha acusado de ser demasiado blando y de no decir nada del PNV. Bien, del PNV hablaré largo y tendido en la siguiente entrada. Y, si es necesario darle un poco más de “marcha” a ésta, terminaré diciendo que el nacionalismo ha sido siempre un estupendo pretexto para las masacres. Masacres llevada a cabo en su nombre por personas que no se caracterizaban por el amor a su patria. Ni Napoleón era francés, ni Hitler alemán. Y, para equilibrar el argumento, ni el padrecito Stalin era ruso.

Anuncios

Responses

  1. Como bien sabes.

    La ignorancia se cura leyendo.

    El nacionalismo viajando.

    Pero la estupidez…, ay, la estupidez.

    No discrimino nunca a nadie por lo que es, pero con los nacionalistas hago una excepcion.

    Y en cuanto a las eleciones, siempre digo lo mismo, “os dicen que llueve y es que unos señores os estan meando desde el tejado”.

  2. Yo tampoco soy nacionalista. Considero que los derechos civiles no pueden fundamentarse en un sentimiento. Soy extremeña y soy española, pero mis derechos no dependen, o no deberían depender, ni de lo uno de lo otro: tengo derechos por ser persona. Pienso que el Estado-nación es un concepto obsoleto que debería superarse en algún momento (tal vez dentro de mil años, si nuestra especie sigue aquí), pero que aún es necesario administrativamente pues se carece de organimos internacionales competentes que aseguren los derechos de las personas con independencia de su lugar de origen y residencia. Es muy triste, pero si no tienes nacionalidad, no tienes derechos. Esto es así, pero no debería ser así.
    Esto es lo que pienso del concepto de nación, sea en el ámbito nacional o internacional. En cuanto al primer caso, me siento insultada por la ley de Om, me siento insultada por tanta deuda histórica, me siento insultada por tanto pueblo inventado. Me siento insultado como persona y como ciudadana que va a votar cada cuatro años. Defiendo el derecho de toda etnia (que no raza) a proteger y vivir su propia cultura (lengua, literatura, folklore), pero reconozco como verdad de la selección cultural y sus mecanismos que las culturas, como las poblaciones genéticas, son permeables y reciben influencias de todos las áreas. A la cultura, como al campo, no se le pueden poner puertas.
    Estoy cansada de ser ciudadana de segunda por hablar castellano, beber gazpacho en verano y comer migas en invierno. Estoy harta de tanta idiotez y de tanta mala conciencia. Estoy harta de no valer tanto como otros porque la historia de mi comunidad no alberga ningún régimen foral ni ningún reino milenario. No quiero más dinero para saldar deudas, no quiero que en mi estatuto de autonomía aparezca la palabra nación, no quiero inventarme cosas que no ocurrieron ni magnificar las que sí tuvieron lugar. Sólo quiero igualdad.

  3. Según Eistein sólo había dos cosas infinitas: el universo y la estupidez humana. Y de lo primero no estaba muy seguro

  4. ¡Ole mi niña!

  5. Nononono.
    Cualquier matemático medianamente serio te dira que entre los multiples “conceptos de infinito”, el “mayor” de todos es la estupidez humana.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: